La cirugía laparoscópica ha revolucionado el panorama quirúrgico, ofreciendo a los pacientes procedimientos mínimamente invasivos con menores tiempos de recuperación, dolor reducido y mejores resultados. El trocar laparoscópico, el portal a través del cual se introducen los instrumentos quirúrgicos en la cavidad abdominal ha sido fundamental en este avance. En este blog, exploraremos las principales innovaciones y avances en trocar laparoscópico que han impulsado la cirugía mínimamente invasiva a nuevas alturas.

Explorando el trocar y su origen

El trocar, un instrumento esencial en la cirugía laparoscópica. Su diseño simple pero efectivo permite acceder a la cavidad abdominal de manera mínimamente invasiva, marcando un antes y un después en el ámbito quirúrgico. El trocar se compone de tres elementos principales:

 

El origen del trocar se remonta a la antigua Grecia, donde se utilizaban instrumentos similares para drenar fluidos de abscesos y cavidades abdominales. Sin embargo, no fue hasta el siglo XIX que el trocar experimentó un desarrollo significativo. En 1853, el cirujano francés Édouard Jean-Baptiste Sédillot introdujo un diseño mejorado que incorporaba una cánula y una válvula, sentando las bases para el trocar moderno.

En la actualidad, el trocar existe en diversas variedades, cada una adaptada a necesidades específicas:

 

 

 

A lo largo del siglo XX, el trocar continuó evolucionando, con la introducción de materiales más resistentes, mecanismos de cierre más confiables y diseños ergonómicos que facilitaban su uso. La invención de la laparoscopia en la década de 1970 impulsó aún más el desarrollo del trocar, convirtiéndolo en una herramienta indispensable para esta técnica quirúrgica mínimamente invasiva.

 

Tipos de complicaciones y consideraciones relacionadas con el trocar

Sin duda, el trocar se ha convertido en una herramienta fundamental en el arsenal del cirujano laparoscópico moderno. Sin embargo, a pesar de sus numerosos beneficios, la inserción y el uso de trocares, los instrumentos que se utilizan para crear puertos de acceso en la pared abdominal, no están exentos de riesgos.

Dentro de las principales complicaciones asociadas con el uso de un trocar podemos encontrar lesiones vasculares, viscerales, enfisema subcutánea, infección del sitio de inserción, hernias inscicionales conocidas como hernias de Spiegel son más frecuentes en mujeres. El 25% se presenta con trócares de 5 mm. Hay obstrucción intestinal en el 25% de los casos. El tratamiento quirúrgico más usado es la reparación abierta.

La técnica correcta para la inserción y uso del trocar es esencial para la seguridad y el éxito de la cirugía laparoscópica. Un enfoque meticuloso, una técnica precisa y un equipo quirúrgico bien entrenado son fundamentales para minimizar el riesgo de complicaciones y garantizar una intervención efectiva. A continuación te compartimos algunas consideraciones:

 

 

 

 

Es importante recordar que esta información es general y no debe considerarse como un sustituto del asesoramiento médico profesional.

 

Innovaciones Pioneras en Trocares

En los últimos años, la tecnología de trocares ha experimentado un desarrollo significativo, incorporando innovaciones que transforman la experiencia quirúrgica tanto para el paciente como para el cirujano. Entre estas innovaciones destacan:

  1. Trocares sin vaina:

Los trocáteres sin vaina han eliminado la necesidad de una vaina rígida para introducir los instrumentos, lo que reduce el trauma de la pared abdominal y mejora la visualización del campo quirúrgico. Estos trocáres también permiten una mayor libertad de movimiento y facilitan la triangulación de los instrumentos.

  1. Trocáres autosellantes:

Los trocáres autosellantes incorporan un mecanismo que cierra automáticamente el orificio de entrada una vez que se retiran los instrumentos, lo que minimiza la fuga de gas y la pérdida de líquidos corporales. Esto reduce el riesgo de complicaciones como enfisema subcutáneo y hernias incisionales.

  1. Trocáres con retracción de tejido:

Los trocáres con retracción de tejido incorporan un sistema que retrae la pared abdominal durante la cirugía, proporcionando una mejor visualización del campo quirúrgico y facilitando el acceso a los órganos internos. Esto puede traducirse en procedimientos más rápidos y precisos.

  1. Trocáres con válvulas de flujo unidireccional:

Los trocáres con válvulas de flujo unidireccional permiten la entrada de instrumentos y la salida de gases y líquidos sin riesgo de reflujo, lo que mejora la seguridad y la eficiencia de la cirugía.

  1. Trocáres guiados por visión:

Los trocáres guiados por visión utilizan sistemas de cámara integrados para permitir una colocación precisa bajo visión directa, lo que reduce el riesgo de lesiones vasculares y nerviosas.

  1. Trocáres desechables:

Los trocáres desechables eliminan la necesidad de esterilización y reducen el riesgo de infecciones cruzadas. Esto mejora la seguridad del paciente y la eficiencia del flujo de trabajo quirúrgico.

  1. Trocáres robóticos:

Los trocáres robóticos permiten a los cirujanos realizar procedimientos laparoscópicos complejos con mayor precisión y control. La robótica ofrece una mayor flexibilidad de movimiento y una mejor visualización del campo quirúrgico, lo que puede traducirse en mejores resultados para los pacientes.

  1. Trocáres con tecnología de realidad aumentada:

Los trocáres con tecnología de realidad aumentada superponen imágenes generadas por computadora sobre la vista real del campo quirúrgico, proporcionando a los cirujanos información adicional en tiempo real que puede mejorar la precisión y la eficiencia de la cirugía.

  1. Trocáres con inteligencia artificial:

Los trocáres con inteligencia artificial están en desarrollo y tienen el potencial de revolucionar la cirugía laparoscópica al proporcionar asistencia automatizada a los cirujanos durante los procedimientos. La inteligencia artificial podría ayudar a detectar estructuras anatómicas, guiar los instrumentos y realizar tareas repetitivas, lo que podría traducirse en procedimientos más seguros, más rápidos y más efectivos.

 

Conclusión

Las innovaciones y avances en trocar laparoscópico han impulsado la cirugía mínimamente invasiva a nuevas alturas, ofreciendo a los pacientes una amplia gama de beneficios. A medida que la tecnología continúa evolucionando, podemos esperar ver aún más avances en esta área que seguirán mejorando la calidad y la seguridad de la atención quirúrgica.

En Arkanum nos encontramos a la vanguardia de la innovación en tecnología de trocares, con nuestro amplio portafolio, siempre comprometidos en ofrecer a los profesionales de la salud las herramientas más avanzadas para optimizar sus procedimientos quirúrgicos. Te invitamos a conocer nuestro catálogo de productos y servicios, y a formar parte de la revolución en tecnología de trocares.

 

Fuente

https://www.sapd.es/rapd/2019/42/1/02

https://www.cochrane.org/es/CD009814/MENSTR_complicaciones-de-los-tipos-de-trocar-para-la-cirugia-laparoscopica

https://www.sciencedirect.com/science/article/pii/S2255267714000681